internet-cookies

Las cookies nos están vigilando

Si eres usuario activo de internet, probablemente hayas visto que cada vez que entras en un sitio web, te aparece la dichosa ventanita informándote sobre las cookies. Es algo que no nos paramos a leer nunca, y a lo que siempre damos nuestra aprobación. Sin embargo, no deberías tomarlo tan a la ligera, ya que si te paras a leerlo, descubres el siguiente mensaje: “Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso”. 

No importa cuánto suelas conectarte a internet, si solo lo haces de vez en cuando para consultar algún que otro sitio web, o si estás todo el día con el ordenador o el Smartphone en la mano, hagas lo que hagas, debes sabes que las cookies nos están vigilando, y no es algo que debamos tomar a risa.

Nuestra privacidad en internet corre cada vez más peligro, ya que cada vez que decidimos conectarnos a la red o utilizamos una aplicación, como puede ser por ejemplo Facebook o WhatsApp, estamos enviando muchísima información sobre nosotros. Sobre nuestros gustos e intereses. Información que pueden utilizar las compañías para sus propios intereses, por lo que obviamente deberías sentir que te espían.

Es normal que pienses, sí, tienes razón, pero al ser gratis no podemos quejarnos. No estamos hablando en ningún momento del precio de tu tarifa de datos o de lo que te cobran por la fibra o el ADSL, sino del servicio de internet en concreto, ese que también tienes cuando te conectas mediante un Wifi público, por ejemplo. También puedes pensar que se trata de una pequeña cuota que nos hacen pagar por dejarnos navegar libremente por la red. En internet podemos encontrar cualquier cosa que nos interese, podemos entretenernos, podemos comunicarnos… Podemos hacer cualquier cosa. Sin embargo, ¿cómo de gratuito resulta conectarse a internet?

Ahora ha llegado el momento de analizar dicha gratuidad. No es que ellos nos hagan un favor a nosotros por dejar que veamos sus sitios web gratuitamente, sino que en algunas ocasiones, ese papel cambia. En vez del usuario ser la audiencia del sitio web, es el sitio web la audiencia del usuario, por lo que son ellos los que nos deben a nosotros, y no al contrario. Cada usuario que se conecta a un sitio web ofrece información de forma gratuita al sitio web en concreto, la cual, como hemos visto más arriba en el mensaje de las cookies, utilizan para sus propios fines o para los de terceros… Aquí podemos ver que nuestra información podría llegar incluso a otras empresas en las que no estábamos interesados.

La información de todos los usuarios es guardada en cookies, que por si no lo sabes, son identificadores que se utilizan para guardar las preferencias del usuario. De este modo, tanto los analíticos como los robots de publicidad pueden saber qué tipo de audiencia está interesada en el contenido. Entonces podríamos decir que este mal es necesario para las compañías, por lo que tendremos que asumirlo, pero sí que hay algo que es evidente, y es que dichas compañías no son totalmente transparentes con este tema.

La Universidad de Pennsilvania, tras realizar unos estudios, ha declarado que actualmente, un sitio web de noticias puede llegar a compartir datos del usuario con más de 30 servidores de terceros mediante las cookies, por lo que podemos ver lo serio que es este tema.

Deja una respuesta

*

2 comments

  1. Lydia Gil

    Hola Isabel,

    Creo que una de las tareas pendientes que tenemos en el mundo digital es aprender a resguardar nuestra privacidad y a intentar ser concientes de la magnitud de lo que representa la “gratuidad” de los servicios…

    Hay una charla en TED muy interesante de Marta Peirano titulada ¿Por qué me vigilan si no soy nadie? https://youtu.be/NPE7i8wuupk Si te apetece, échale un vistazo.

    Un saludo y feliz 2016!

    • ¡Aunque el comentario vaya para Isabel te respondo yo para decirte gracias y un feliz 2016!

      Me miraré ahora este vídeo :)

      Un abrazo,

      Matías

Next Article¿Qué es el Domain Authority y cómo aumentar tu autoridad de dominio?